Por quién votar

Elecciones 2018

Por quién votar

Por Juan Campos Vega

Los mexicanos ya estamos en condiciones de decidir por quién votar para presidente de la República.

Para algunos es importante la imagen del candidato o su facilidad de palabra. Sin embargo, considero que para elegir de acuerdo con nuestros intereses, es necesario conocer quién es cada candidato, el partido político que lo propuso y el programa que sustenta.

Ricardo Anaya Cortés:

·         Ingresa al neoliberal Partido Acción Nacional (PAN) en 2000

·         Diputado local en Querétaro 2009-2012, diputado federal 2012-2015, ambos por la vía plurinominal, y presidente nacional del PAN 2014-2017.

·         Candidato de la coalición “Por México al Frente”.

José Antonio Meade Kuribreña:

·         No es priista, pero ha ocupado cargos en gobiernos neoliberales priistas y panistas.

·         Secretario de Energía en 2011, de Hacienda y Crédito Público 2011-2012 y 2016-2017, de Relaciones Exteriores 2012-2015, y de Desarrollo Social 2015-2016.

·         Candidato de la coalición “Todos por México”.

Andrés Manuel López Obrador:

·         Proviene de la Corriente Democrática del PRI; dirigente estatal 1989-1992, presidente nacional 1996-1999, y Jefe de Gobierno del Distrito Federal 2000-2005, por el PRD.

·         Se postula por tercera ocasión, en las anteriores denunció el fraude perpetrado por los neoliberales que gobiernan.

·         Ha escrito 16 libros, es el principal fundador de Morena, y ha recorrido el país para crear y consolidar su estructura.

·         Candidato de la coalición “Juntos Haremos Historia”.

Respecto de los programas de gobierno, sería difícil resumirlos en este espacio, lo práctico es saber cuál es la orientación que los guía.

Las propuestas de Anaya y Meade son neoliberales, representan el continuismo de las medidas aplicadas desde 1982, con los siguientes resultados:

·         Raquítico crecimiento económico, mayor dependencia del extranjero y de los oligarcas mexicanos, e incremento desmedido de la deuda.

·         Importación creciente de granos básicos que antes México producía, y corrupción gubernamental.

·         Crecimiento del empleo informal, bajos salarios, miles de jóvenes sin acceso al empleo y a la educación superior, carencia y baja calidad de servicios de salud, y elevados niveles de pobreza y miseria.

Las propuestas de AMLO, representan lo opuesto, y proponen resolver los principales problemas nacionales y populares:

·         Lucha contra la corrupción, hacer crecer la economía, con especial énfasis en la pequeña y mediana industria, el campo y la inversión pública.

·         Solución de problemas sociales que afectan al pueblo trabajador y a las nuevas generaciones: educación para todos, salud, más empleos y aumento de salarios, entre otros.

No se debe dudar por la sistemática campaña del miedo sembrada por los neoliberales del PRIAN. La disyuntiva es clara:

Votar por las coaliciones del PRIAN, abstenerse, o anular el voto, es apoyar las políticas neoliberales.

Votar por AMLO ―que no podrá resolver todos los daños antinacionales y antipopulares generados en 36 años― es, sin embargo, el inicio de un proceso que debe llevarnos a la definitiva independencia económica y política del país, a condición de que nos organicemos y preparemos para defender nuestros derechos.

Back to Top